La participación de la mujer en los negocios y en el emprendimiento se hace cada vez más notoria.

Marisabel Ruiz, es una persona con una gran pasión por mejorar Guatemala; tuvo la dicha de contar con todos los recursos necesarios y con la educación y la formación suficiente para desarrollar un movimiento en el que pudiera empoderar a las mujeres, en especial a las niñas. «Soy fiel creyente de que las mujeres y niñas son increíbles,» menciona Marisabel, «tienen todo el potencial y pueden aportarle mucho al país, si se les provee de las herramientas necesarias».

Incluso en los países desarrollados, la población sufre de machismo, pero aun así se ven mujeres que logran ocupar cargos importantes. También hay países más tradicionales en los que hay que romper las barreras y cambiar los estereotipos para que las mujeres puedan sobresalir en cualquier industria.

En Guatemala, como en muchos países, sigue siendo muy tradicional el hecho de que los hombres sean los que tienen el control en la sociedad, cuando en realidad, en la actualidad los hombres ya no toman la decisión por las mujeres.

Ayudar a las mujeres, en especial a las niñas, era uno de los propósitos de Marisabel; aunque parezca increíble, en Guatemala existen muchas comunidades en donde las niñas no tienen suficiente información sobre temas tan comunes como las diversas etapas de crecimiento por las que atraviesan.

Al percibir esta problemática decidió viajar a varios lugares del país para informar a las niñas que habitan en las áreas rurales, así como abastecer con productos y recursos que las ayudaran durante sus días de menstruación, ya que no cuentan con los mismos.

Lo bueno de este proyecto es que la gente tiene acceso a información aunque no tenga datos de internet.

La situación en la que viven las niñas no ha sido ningún impedimento para que la mayoría de ellas cuente con teléfonos celulares, y por consecuente, de las redes sociales. Marisabel se encontró con que podía desarrollar mejores soluciones gracias a que se les facilitaba el acceso a internet. Ruiz y el equipo de voluntarias se unieron a algunas telefonías para hacer una alianza que facilitara y aprovechara el acceso que ellas tenían a la internet.

 

Sheva es un emprendimiento social que trabaja para empoderar a las niñas guatemaltecas a través de la tecnología / Foto: Cortesía.

Sheva es un emprendimiento social que trabaja para empoderar a las niñas guatemaltecas a través de la tecnología / Foto: Cortesía.

 

Así, lograron tener una alianza con Facebook y Tigo, para que en la mayor parte del país, y en especial a aquellas personas que tiene más restringido el acceso a la comunicación y al mundo digital pudieran tenerlo.

Tras las distintas alianzas, Facebook y Tigo se unieron a esta iniciativa, desarrollando Free Basics, un portal de información útil y dirigida especialmente a niñas; donde se comparten consejos de cuidado personal, derechos de la mujer y todos los temas relacionados a niñas y mujeres.

Tuvimos una gran ventaja cuando el equipo de Facebook visitó Guatemala. Lo bueno de este proyecto es que la gente tiene acceso a información aunque no tenga datos de internet, comenta Ruiz.

Guatemala es uno de los países con más adopción de teléfonos inteligentes, pero también, es uno de los que más desaprovecha las oportunidades y herramientas que la internet brinda.

Sheva, pronto se convirtió en un movimiento en el que a través de diversas iniciativas pudiesen empoderar a las mujeres, sin importar edad o condición social.

«Un emprendedor siempre tiene muchas ideas, pero cuando encuentra la idea idónea, desarrolla una pasión por ejecutarla», dijo Marisabel. «La idea de lo que queremos desarrollar es solamente el 0.01 % del proyecto, pero la ejecución en el día a día es lo más importante.»

Artículos Relacionados

Hacer Comentario

Su dirección de correo electrónico no será publicada.