A los emprendedores nunca se le terminan las ganas de vender y crecer, pero puede ser que sí se le terminen las ideas. Aunque la pasión es importante, se requieren capacidades blandas y duras para que las empresas alcancen todo su potencial. De igual forma, al momento de enfrentar dificultades –un hecho casi seguro en todo emprendimiento–, los fundadores no solo necesitarán un espíritu resiliente, sino también las herramientas para sobrevivir.

En este sentido, cabe destacar que Linkedin, la red social de negocios, en su reciente reporte sobre capacidades laborales más demandadas señalaba que la adaptabilidad era deseable en cualquier puesto de trabajo o industria. En un mundo que, gracias a la pujante innovación, se reinventa todo los días, no sorprende esta estadística.

Además, organizaciones maduras también se benefician al contratar perfiles con una naturaleza emprendedora. Las capacidad de fundar empresas e innovar son las bases para desarrollar e implementar nuevos productos, servicios y procesos que respondan a oportunidades emergentes en el mercado. La flexibilidad y la agilidad tan propias de una startup, son capacidades muy deseadas por multinacionales y empresas consolidadas.

Conscientes de este panorama, la Facultad de Administración de la Universidad Galileo lanzó la Maestría en Innovación y Emprendimiento, con el objetivo de brindar a los guatemaltecos una opción de formación académica especializada al fundar y llevar a buen término proyectos o empresas disruptivas.

“Estamos hablando que Guatemala es uno de los países con mayor tasa de emprendimiento. Hay miles de microempresarios. El enfoque de esta maestría no solo es preparar empleados, sino ser responsables de preparar empresarios que van a generar empleo en Guatemala”, asegura Mónica Girón, directora académica de la Facultad de Administración de la Universidad Galileo.

El pensum de la carrera está diseñado para desarrollar en los estudiantes las capacidades sociolaborales, como liderazgo, dirección, innovación y planeación, y las destrezas específicas en el área financiera, operativa, entre otras.

“El catedrático de Gestión de Innovación viene de México y se encarga de sacar a los estudiantes de su zona de confort. Les deja tareas para activar su lado derecho del cerebro (el creativo)”, cuenta Girón.

Durante los dos años de carrera, los estudiantes se preparan para tomar decisiones en el mundo real con el estudio de casos. Se les da las bases para desarrollarse en el particular contexto de Guatemala.

“Lo que queremos es formar profesionales que encaren sus proyectos con las herramientas necesarias para su éxito”, comenta Luis Arboleda, vicedecano de la Facultad de Administración. El pensum fue diseñado para formar a los emprendedores en Responsabilidad Social y Empresarial, Propiedad Intelectual e Industrial y una materia especialmente pensada para los deseosos de fundar su propia empresa: emprenegocios.

“La clase de emprenegocios surge luego de darnos cuenta que, durante el valle de la muerte, que son los primeros dos años de una empresa, la principal causa de fracaso es que no tienen un plan de negocio sólido. Aquí los emprendedores aprenden a desarrollar con claridad su estrategia”, asegura Arboleda.

La maestría está abierta para cualquier tipo de perfil profesional; ingenieros, abogados y chefs comparten en el aula experiencias y aprendizajes, lo que convierte a la maestría en un espacio ideal para hacer networking y encontrar posibles socios y aliados.

“Al final, los negocios nacen de relaciones entre personas. Hay una oportunidad de formar negocios en diferentes industrias y campos. Es una potencial oportunidad para independizarse y emprender proyectos propios”, comenta René De León, decano de la Facultad de Administración.
La universidad ofrece muchos espacios para que sus estudiantes puedan diseñar y ejecutar proyectos empresariales durante el tiempo de la maestría. Cada módulo les da la oportunidad de entregar proyectos y recibir retroalimentación.

Lea ahora

El futuro no es digital: 3 errores frecuentes al pensar en innovación

No necesitas dinero, necesitas un mentor

Franquicias: Esto cuesta poner un Burger King, Dairy Queen, KFC, Subway y Taco Bell

Deja tu comentario

Artículos Relacionados